DIA: 20

ORACION

ANTE LAS ELECCIONES MUNICIALES Y AUTONOMICAS DEL 27 DE MAYO 2007

Te pedimos; Madre de España, que nuestros compatriotas tengan conciencia recta de lo que está en juego al decidir el ejercicio del derecho y deber ciudadano de depositar el voto en la urna. Te disciernan la importancia de su acto democrático que decidirá nuestra contribución al bien social y espiritual de las Comunidades y Municipios. Para ello hay que mirar con conciencia recta y responsabilidad los programas de los partidos. Votar al partido que más garantía nos ofrece y promete de:

*         Defender los derechos fundamentales de la persona, sobre todo del derecho a la vida desde el inicio de la concepción, incluido el respeto a la dignidad del embrión, hasta la muerte natural. El aborto, los anticonceptivos abortivos y la eutanasia no pueden nunca justificarse.

*         Defender la libertad religiosa, respeto a los signos religiosos, su expresión pública y la valoración de la religión, especialmente la católica que ha configurado nuestra historia.

*         Defender a la familia, formada por el matrimonio estable entre un hombre y una mujer con apertura a la vida, y el reconocimiento de su función social, la garantía de una vivienda digna y de un trabajo remunerado conforme a una legislación justa.

*         El derecho a la educación, y el derecho de los padres al derecho de educación, de la elección de centro educativo, de la formación integral de sus hijos según sus convicciones religiosas y morales, respetadas y amparadas ante la intromisión de adoctrinamiento por parte del Estado, tanto en la escuela pública como en la concertada.

*         La promoción de una cultura abierta a los valores morales y religiosos, que han contribuido al bienestar y a la paz a lo largo de nuestra historia milenaria, de forma que se desarrollen espacios públicos abiertos a la presencia y acción de la Iglesia en la sociedad.

*         La acogida solidaria de los inmigrantes y la promoción de un orden social justo que vele con solicitud por los pobres, por los marginados y por los enfermos, ancianos, dependientes, etc.

*         Luchar contra el terrorismo y los partidos que lo favorecen y apoyan.

Te rogamos, Madre, que se conciencien nuestros conciudadanos de la trascendencia del voto que implica tanto la contribución al bien común de nuestro pueblo y al desarrollo y promoción del Reino de Dios, o su retroceso, en España, y por ende, en el mundo.

JESUS MARTI BALLESTER